lunes, 26 de agosto de 2019

El misterioso profesor Harris y su fiel ayudante Mooney


En algún lugar vi este fragmento de un libro:



El título suena raro. Sería algo como: "Trabajo y juego revisando el artículo 9". Al parecer, lo escribe un tal James White, que sería el equivalente a mi amigo Jaime Blanco.

Si sigo en mi ejercicio de traducción libre, el artículo diría algo como:
"Para el Profesor Harris y Mooney, ha llegado el momento de distinguir entre trabajo y juego. Debatir si la seguridad es eficiente, es juego. Revisar el Artículo 9 es trabajo."

Vaya usted a saber de que se trata el Artículo 9, pero a mi también me parece que sentarse a revisarlo es trabajo. Ahí no tenemos discusión. Si usted llega a la casa y su cónyuge le pregunta: ¿Cómo estuvo tu trabajo hoy, amor?, usted podría responder: "Duro. Estuvimos toda la tarde revisando ese bendito artículo 9". Y esa respuesta le podría traer muestras de simpatía como, por ejemplo,
un abrazo reconfortante.

Lo interesante está en la otra parte de la frase. El autor afirma que el debate sobre si la seguridad es eficiente o no, es juego. Eso si que está raro. Hasta ahora, para mi, algo que se llama debate suele estar en la esquina opuesta al juego.

Estuve pensando sobre esto y me imaginé cómo puede ser el debate que el señor Blanco califica de juego. Y la verdad, ahora creo que es posible hacer debates que sean juego. No se si este es el caso del escrito, pero puedo imaginarme debates con roles divertidísimos, tiempos límites para exponer, espacio para presentaciones creativas de argumentos, etc.

Más allá de eso, pensé que diseñar un sistema de seguridad también puede ser un juego. Entonces pensé que podría hacerse una competencia entre equipos donde cada uno trata de "hackear" el sistema de seguridad del otro. El resultado puede ser un sistema con estándares de seguridad mucho más altos, que ha sido diseñado mientras la gente se divierte.

Después de este ejercicio de especulación, creo firmemente que el debate sobre si la seguridad es eficiente o no, puede ser juego.

Y, por otro lado, sigo convencido de que la revisión del Artículo 9 es trabajo.

Esto me lleva a la primera parte del párrafo: El Profesor Harris y Mooney (Quien seguramente es el asistente del Profesor, caracterizado por su actitud servil, algo torpe y con algún rasgo físico característico, quizá una joroba) deben distinguir entre trabajo y juego.

¿Se puede hacer eso en un ambiente de trabajo? ¿Diferenciar entre trabajo y juego?

Es más... ¿Hay juego en un ambiente de trabajo?

En nuestro trabajo, ¿Cuál es el equivalente a hacer un debate sobre seguridad que en vez de trabajo se convierta en un Juego? ¿Cuáles son los equivalentes a revisar el Artículo 9?

Y la mejor pregunta de todas: ¿Es posible convertir algunas revisiones de "Artículos 9" en juego?



No hay comentarios.:

Publicar un comentario